• A A A C
  • ¿Quiénes son defensores o defensoras?


    ¿Quiénes pueden ser considerados defensores y defensoras de derechos humanos? 

     Todos y todas podemos ser defensores/as de derechos humanos, actuando de manera personal o en conjunto con otras personas.

    Aunque no existen requisitos para ser defensor o defensora de derechos humanos, se reconoce como tales a quienes:

      • Orientan su labor a la defensa o reconocimiento de un derecho humano.
      • Su defensa del derecho se sostiene en su aplicación universal, es decir, se le reconoce a todas las personas, sin discriminaciones de ningún tipo.
      • En su acción de defensa, reconocen y respetan el ejercicio de otros derechos, los propios y los de terceras personas. Su accionar se enmarca siempre en métodos pacíficos.

     ¿Por qué defender los derechos humanos? 

    Defender la dignidad humana, luchar por la igualdad y la no discriminación y el pleno ejercicio de derechos es una tarea que nos involucra a todos y todas, la que requiere compromiso y coraje.

    Promover y proteger el ejercicio de los derechos humanos y las libertades fundamentales es un derecho y un deber reconocido por las Naciones Unidas. Además, cuenta con medidas especiales de protección para quienes realizan la labor de defensores/as.

    ¿En qué áreas actúan defensores y defensoras? 

    Diversas organizaciones y personas actúan como defensores/as de los derechos humanos. Entre otros, podemos mencionar a quienes trabajan en: la protección de los derechos de las mujeres; el bienestar de los niños y niñas; la disminución de la desigualdad y la pobreza; ampliar los espacios de participación social; denunciar la violencia; protestar contra la contaminación y luchar por el reconocimiento de nuevos derechos, entre otras áreas.

    ¿Cuáles son los derechos de las y los defensores de derechos humanos? 

    • Reunirse, formar organizaciones, participar de ellas para manifestarse pacíficamente en pro de los derechos humanos; y comunicarse con las organizaciones no gubernamentales e intergubernamentales.
    • Acceder a la información, recabar antecedentes sobre derechos humanos y a difundirlos.
    • Tener opinión sobre el estado de cumplimiento de los derechos, a debatir sobre ello y exponer públicamente su punto de vista.
    • Desarrollar y debatir sobre nuevos derechos humanos y trabajar por su aceptación o reconocimiento legal.
    • Denunciar ante la justicia, las autoridades competentes – nacionales e internacionales – las políticas y acciones de funcionarios y organismos públicos que vulneren los derechos humanos.
    • El Estado debe garantizar protección frente a toda violencia, amenaza, represalia o discriminación resultante del ejercicio legítimo de derechos.

     ¿Quieres saber más?